Ver todos
Loading...
Ver todos

Regalo de un desconocido

20/05/2023

¡16, 17, 18, 19, 20, 21 minutos! Sí, Bruno Armirail es la nueva Maglia Rosa del Giro de Italia 2023, que puede que no esté viendo grandes batallas entre los favoritos pero, al menos, está proporcionando emociones a diestro y siniestro a todos los demás. Hoy, por ejemplo, se esperaba lluvia (obviamente), se esperaba que una gran escapada llegara a meta y se esperaba una gran lucha en el final. En resumen, se esperaba todo lo que realmente ha sucedido, excepto una cosa, que la Maglia Rosa cambiara.

No es inaudito que una escapada se juegue incluso el máximo símbolo – ocurrió en este Giro con Andreas Leknessund – pero normalmente son movimientos que se ven en la primera semana, cuando las clasificaciones son cortas y los favoritos no quieren revelarse en la Maglia Rosa demasiado pronto. Sin embargo, es mucho más raro que esto ocurra al final de la segunda semana, cuando las diferencias son mayores. De los 29 corredores de la escapada de hoy en el Sierre-Cassano Magnago, el más cercano en la clasificación era Bruno Armirail (Groupama-FDJ), pero estaba a 18’37” del líder Geraint Thomas.

Sin embargo, el pelotón prácticamente no ha acelerado el ritmo hoy, y con los últimos 60 kilómetros de los escapados vividos a mil por hora, la diferencia se ha disparado de 13 minutos a 21’20”. Armirail, como él mismo admite, no estaba en su mejor día -en la primera parte de este Giro se había mostrado muy fuerte, e incluso ayer fue uno de los promotores de la escapada que llevó a Pinot al segundo puesto-, pero mientras perdía el tren de los corredores que acabarían ganando la etapa, crecía en él la sensación de que este día lluvioso en la llanura lombarda podía convertirse realmente en el mejor de su carrera.

En los últimos cinco kilómetros apretó a pesar de todo, cruzó la línea de meta en 15ª posición y esperó unos veinte minutos para ver si el pelotón había acelerado o no. No lo hizo y, de repente, la decepción por no tener piernas para ganar la etapa se convirtió en la alegría de haber coronado realmente una carrera.

Por delante, mientras tanto, se escenificó un emocionante final, con Nico Denz abriéndose paso entre Derek Gee y Alberto Bettiol después de haber alcanzado a Stefano Oldani, Davide Ballerini y Toms Skujiņš en el último kilómetro. No, la victoria en Rivoli no fue fruto de la casualidad y de esa rotonda, Denz va realmente como una locomotora.

¡SÍGUENOS
#giroditalia

patrocinador principal