Ver todos
Loading...
Ver todos

Brandon mola mia

21/05/2023

En la tierra de Bérgamo, la tierra de los luchadores y de los que nunca se rinden, ganó Brandon McNulty (UAE Team Emirates). Lo hizo de una manera que hace honor a los Orobici, es decir, apretando los dientes, contraatacando golpe tras golpe a los golpes de sus adversarios, y al final incluso con un poco de astucia, que nunca viene mal. El corredor nacido en 1998 en Arizona venció al sprint a Ben Healy (EF Education-EasyPost) y a Marco Frigo (Israel-Premier Tech), otro que ciertamente hizo de todo menos rendirse hoy.

Vencer a Healy hoy en día ya es noticia de por sí, pero lograrlo después de haber perdido inicialmente el contacto es señal de una gran fortaleza mental, además de unas piernas estupendas. Los 17 escapados volvieron a recibir el visto bueno hoy, por octava vez en 15 etapas, y el pelotón optó por otro día de espera -con una pequeña aceleración poco estimulante en Via della Boccola al final- a la espera de moverse, quizás, en la exigente tercera semana. Así pues, los de delante esperaron a la subida de la Roncola Alta para dar rienda suelta a toda su energía.

La primera embestida vino de Frigo, que fue inmediatamente respondida por McNulty y luego, en una fase posterior, también por Healy, que inicialmente se había quedado a rueda de Rubio para entender las sensaciones del colombiano, con quien había disputado los puntos en el GPM de Valico di Valcava. Tras darse cuenta de que Rubio no estaba en su mejor momento, el irlandés alcanzó fácilmente a Frigo y McNulty, que atacaron a falta de poco más de 3 km. En ese momento todo parecía perdido para Healy, ya que nadie tenía fuerzas para responder al irlandés, la gran revelación de esta 2023.

Sin embargo, a la vista del GPM, el fuerte estadounidense recobró el sentido, se separó de Frigo y se lanzó en persecución del desenfrenado duende de Irlanda, recuperando rápidamente 20 segundos y apareciendo junto a él a las puertas de Bérgamo. La pareja se convirtió en trío cuando el estoico Frigo volvió a su vez y los tres se acercaron a Via della Boccola en dirección a Bérgamo Alta. ¡Bammm! Aquí llegó otro golpe de Healy, pero McNulty no le cedió ni un milímetro. En el último kilómetro, Frigo -que había vuelto a perder contacto- volvió a entrar e intentó sorprender a ambos, Healy se destapó para acercarse y McNulty se impuso a todos en el sprint. Era su primer éxito en el Giro y en una Grande. Bérgamo se inclinó ante este fuerte chico de Arizona.

¡SÍGUENOS
#giroditalia

patrocinador principal